Esperanza en El Señor — El arzobispo Kurtz habla acerca del nuevo Papa

Archbishop Kurtz

Archbishop Kurtz

Recientemente, hablé con el Dr. Gregory Hillis, Assistant Professor of Theology at Bellarmine University, acerca del papa Francisco. Su artículo acerca de nuestra conversación, reimpreso con permiso indicado en la parte inferior, es de la edición de invierno de 2014 de la revista de Bellarmine (www.bellarminemagazine.com).

Cuando Jorge Mario Cardinal Bergoglio surgió como el papa Francisco en el balcón de la Basílica de San Pedro sin la mozzetta papal – la capa roja tradicionalmente usada por los papas – y saludó a la multitud con un simple, “Buona sera,” el tono cambió en Roma y a través de la Iglesia católica romana. En el transcurso de los meses desde su elección, su personalidad gentil y pastoral ha resonado con católicos y no católicos de igual manera, y su mensaje de amor generoso por cada persona nos desafía y exige.

El arzobispo Kurtz, Arzobispo de Louisville y miembro de la junta directiva de la Universidad Bellarmine, se reunió con el papa Francisco en octubre de 2013 junto con el cardenal Timothy Dolan de New York. Recientemente me reuní con el Arzobispo para conversar sobre el Papa y su mensaje, así como de la reacción mundial hacia el Papa y particularmente en la Arquidiócesis. Comencé preguntándole acerca de su reciente audiencia con el papa Francisco.

El arzobispo Kurtz describe al papa Francisco como “cálido y agradable”, el arzobispo se vio profundamente impresionado por su actitud pastoral: “Si yo tuviera que escoger una parroquia basado en el pastor, creo que iría a la Iglesia de (el papa Francisco)”. Ellos hablaron sobre una gran variedad de temas de seria importancia, pero el Arzobispo dirigió a sí mismo su atención al alegre y buen humor del Pontífice. Al término de la audiencia, el papa Francisco se ofreció a encaminar a sus invitados a la puerta, a lo cual el cardenal Dolan respondió que no era necesario para él hacerlo. El papa Francisco bromeando respondió, “No, quiero asegurarme de que se vayan”. “Hay algo muy cautivador en ello, ¿no es así?” comentó el Arzobispo.

Más cautivador aun ha sido el mensaje y el ejemplo del nuevo Papa. “La palabra principal del papa Francisco es misericordia”, indicó el Arzobispo, y este énfasis en misericordia proviene de un profundo conocimiento de sus propias limitaciones e imperfecciones. Su humildad es además el fruto de este conocimiento, y el arzobispo Kurtz identificó la genuina humildad del Papa como clave a su gran popularidad: “Es santo y muy bello. Pero además invita a la gente a involucrarse… Él hace recordar a la gente como era Jesús”.

A través de nuestra conversación, el arzobispo Kurtz continuaba devolviéndose particularmente a una faceta del mensaje del papa Francisco que parece haber resonado profundamente en él: la importancia de “acompañar a la persona”. El papa Francisco no nos llama a ignorar el pecado por completo. De hecho, el Arzobispo hizo hincapié a una sección en una entrevista con el Papa publicada en la revista America el pasado mes de septiembre en donde el Papa mencionó que no podemos ser poco exigentes en la Iglesia cuando se trata del pecado, como si el pecado no existiera.

Al mismo tiempo, y es este punto en donde el Arzobispo especialmente dirigió su atención, “no estamos llamados a ser el rigorista que no ve a la persona pero que únicamente ve la regla”. Más bien debemos de “alcanzar y acompañar (y) ver a la persona antes que la regla”.

El arzobispo Kurtz indicó que el papa emérito Benedicto XVI, en realidad habló de manera similar en su encíclica, Deus caritas est (“Dios es amor”), en donde el papa Benedicto enfatizó que “el ser cristiano no es el resultado de una opción ética o una idea sublime, sino el encuentro con un evento, una persona”, la persona de Jesús. Pero “de alguna manera”, comentó el Arzobispo, “el Espíritu Santo trabaja a través de la personalidad del papa Francisco” de tal manera que este mensaje es recibido con fuerza y claridad. “El gran carisma del Papa es el hacer cosas poderosamente simbólicas que plantean acciones de ustedes y de mi”. Sus acciones “provocan lágrimas en la gente porque él realmente está viendo a la persona que está enfrente de él”.

Le pregunté al arzobispo Kurtz sobre que pudiera significar este mensaje de acompañar y ver a la persona prácticamente para la Arquidiócesis de Louisville y para su propio ministerio como Arzobispo. Él respondió hablando acerca de la importancia de los esfuerzos en la Arquidiócesis por servir al pobre, particularmente a través de Catholic Services Appeal, pero él reconoce que somos llamados a algo más, que el papa Francisco ha creado un “nuevo ímpetu” para la generosidad. El Arzobispo admitió que lo que se verá más concretamente a nivel de toda la Arquidiócesis requiere planeación, aunque subrayó que “no puede ser un antiséptico, planeación estéril”.

Cuando se trata de las implicaciones del mensaje del papa Francisco para el mismo, el arzobispo Kurtz escucha al Papa diciéndole a él y a todo el clero: “No se vuelvan distantes de la gente que sirven. Busquen maneras de escuchar a la gente, visitarlos… El Santo Padre no nos está pidiendo que veamos a la persona desde la distancia. Él nos está pidiendo que estemos cerca”. De hecho, el Arzobispo dijo, es este acompañamiento de la persona genuina y amorosa que tiene que ser primero antes que nada, porque “si no hay ese intento de buscar compañía, no habrá credibilidad”.

El arzobispo Kurtz reconoció que hay algunos en la Iglesia que se sienten inseguros acerca del papa Francisco y su mensaje. El mismo Papa comentó durante su reunión que él sabe que tiene críticos. Pero la respuesta en la Arquidiócesis de acuerdo al Arzobispo, ha sido “extremadamente positiva”.

El papa Francisco “involucra tanto cuando habla acerca de cómo tenemos que sanar las heridas y entibiar los corazones”, el Arzobispo comentó: “Creo que toca la sensibilidad de las personas, incluso a personas que no son católicas. Creo que ese (mensaje) resuena en sus corazones”.
Esta historia apareció originalmente en Bellarmine Magazine, www.bellarminemagazine.com.

ARZOBISPO JOSEPH E. KURTZ

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *